PUBLICACION MENSUAL - 1 de NOVIEMBRE 2005 - NUMERO 2




A MI QUERIDO PADRE

Por: Gregorio de La Maza

Si tuviera, padre amado
glorias, títulos, honores,
regocijos tentadores,
dichas, ventura y quietud.
Si en esta vida ilusoria
de pesares y quebrantos,
que nos brinda desencantos
amarguras é inquietud.

Tuviera todos los goces
de un agradable reposo,
y un sosiego venturoso,
dichas me hiciera gozar.
Si solo dulces deleites
tranquilidad hechicera,
y una calma placentera
hubiese de disfrutar.

Diera, bondadoso padre,
láuros, goces y ventura,
por tu amorosa ternura,
que trae la delicia en pos.
Porque de un padre amoroso
la ternura cariñosa,
parece la bondadosa
santa ternura de Dios.


Del libro "Flores y Abrojos".
Publicado en Sevilla en 1869.
El autor nació en Catorce y
vivió aquí su adolescencia.